El canguro

Noah es un poco pringado, y tras dejar de ir a clase vive con su madre y pasa el día prácticamente sin hacer nada. No tiene novia, pero sí una chica que le manipula como quiere para que le haga favores de todo tipo, incluidos sexuales de una sola dirección. Cuando su madre se encuentra a punto de tener una importante cita, Noah decide echarle una mano y convertirse en el canguro de una pareja con la que su madre va a salir a cenar. Inicialmente Noah no tiene mucha intención de prestar atención a los niños que quedan a su cargo, pero esto se convierte en una situación absolutamente irremediable.

Son tres niños. Slater es un chico extraño, callado y aparentemente enfermo que lleva sus medicinas a cualquier parte. La niña, Blithe, está bastante desmadrada, y sólo piensa en maquillarse y salir de fiesta para comportarse como una mujer, aún teniendo en cuenta que es una niña muy joven. Y el tercero en discorcia, Rodrigo, es un chico latino adoptado que siente una afición imparable por quemar cosas y por hacer explotar todo lo que encuentra. La noche de Noah y los niños se complicará cuando se encuentren perseguidos por un grupo de traficantes que intentrán recuperar un alijo de droga robado.

¡¡AVISO!!

A continuación se incluye el resumen del final de esta película. Si no quieres leerlo no sigas bajando.

Cuando Noah se encuentra acorralado por Karl, el grupo de Jacolby aparece para echarle una mano tal y como le habían prometido. Es el momento que Noah aprovecha para escapar y reunirse con Marisa y los niños.

Noah deja a Marisa en su casa y vuelve con los niños antes del regreso de los padres, limpiando todos los desperfectos. Los niños se empiezan a portar bien y escuchar a Noah, ayudándole a quedar bien delante de sus padres. Antes de marcharse, Noah amenaza al padre de los niños para que deje de ver a su asistente y que haga caso a su esposa.

Fuera de la casa Roxanne espera a Noah con el coche para marcharse juntos.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados