Heli

Heli trabaja en una fábrica de ensamblaje de vehículos y vive en una humilde casa junto a su familia. Su rutinaria vida se verá modificada a peor cuando el novio de su hermana, buscando un futuro mejor para ambos, decida robar unos paquetes de cocaína para luego revenderlos. A partir de ese momento la desgracia se cernirá sobre la familia.

¡¡AVISO!!

A continuación se incluye el resumen del final de esta película. Si no quieres leerlo no sigas bajando.

Tras haber sido liberada del cautiverio a la que ha sido sometida Estela vuelve a casa. Pero ya no es la misma, ha quedado inmersa en un grave trauma mental. Está sin estar, deambula por la vida. No habla ni tiene ningún tipo de expresión. Junto a ella la vida sigue igual de anodina que siempre. Su hermano Heli y su esposa siguen con su matrimonio y con su pobreza. Mientras la vida avanza implacable Estela se tumba a verla pasar abrazada a su sobrino recién nacido. Allí quedan ambos, ella como representación de un fin precoz, el bebé como imagen de un inicio que no implica llegar a un buen final.

Sobre El Autor

Redactora

El silencio de Vulnavia me inspiró. Más tarde Marlene y El club Silencio. Desde entonces he estudiado producción, dirección y crítica cinematográfica, pero sigo andando por el camino de baldosas amarillas.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

*