The Prisoner

NOTA: ★★★★★★★★★★

Desde el año 2005 estaba en producción un remake de la conocida serie de televisión El Prisionero, que se emitió con gran éxito en los años 60. Finalmente la cadena AMC sacó hacia adelante el proyecto y se ha materializado en la forma de una miniserie de seis episodios con reparto de lujo de por medio. Las opiniones que ha generado son dispares, especialmente por introducir un buen surtido de cambios respecto a la versión original de la serie.

ARGUMENTO

Un hombre no identificado se despierta en el desierto, y no tarda en descubrir que un misterioso grupo de guardias se encuentra persiguiendo a un anciano. El anciano muere, pero antes de hacerlo le pasa un mensaje al hombre: “diles que he salido”. Tras dar vueltas por el desierto, el hombre acaba llegando a una comunidad bastante misteriosa y extraña, a la cual sus residentes denominan coom La villa. En éste lugar nadie tiene nombre, sino que cada persona es identificada por un número. El protagonista descubre poco después que él es el número seis, y que aunque él sabe que existe un mundo fuera de La villa, nadie más lo hace. A partir de ese momento, y aunque el número 2, el líder del lugar, intentará por todos los medios que número 6 asuma su posición en La villa, el protagonista sólo pensará en escapar de allí.

REPARTO

Para ésta producción de seis episodios se ha contado con un reparto de alta categoría, especialmente en lo referente a los dos personajes principales: los números 6 y 2. Al protagonista, el número 6, le caracteriza James Caviezel, actor muy reconocido en Hollywood. Ha protagonizado películas como La pasión de Cristo o Frequency y cuenta con gran carisma y popularidad. Es un actor de garantías, que sabe cómo dotar a su personaje de expresividad y emoción, cambiando entre una escena y otra de forma camaleónica para saber encajar en todos los acontecimientos extraños de la serie. Su trabajo es uno de los aspectos más llamativos de la serie. Aunque es justo reconocer que el veterano Ian McKellen es quien se lleva el gato al agua en ésta producción para televisión. Es el actor que más destaca, el que consigue toda la atención del público, y el que encandila con su caracterización ambigua de un personaje complejo. Desde el primer episodio, en el momento en el cual le vemos entrar en escena, sabemos que McKellen, en la piel del número 2, va a ser responsable de las mejores escenas de la serie.

LA SERIE

Éste remake se distancia mucho de la producción original, y los nuevos guionistas han intentado adaptar la idea a una nueva generación, de una forma más actual. Los cambios no sientan nada mal, y reducir el argumento a seis episodios respecto a 17, y situar la acción de forma más abierta, tampoco. Porque ahora número 6 no es el único protagonista, la serie también centraliza su atención de forma importante en número 2, y en varios personajes secundarios con los que se cruza el protagonista. Por ejemplo, 11-12, el hijo de 2, que cuenta con un desarrollo emocional constante a lo largo de toda la serie, convirtiéndose en uno de los personajes mejor elaborados.

Con constantes cambios de plano argumental, miradas a un mundo alternativo, idas y venidas, y escenas extrañas que te hacen desconfiar de todo, The Prisoner acaba siendo un poco agotadora. Porque el misterio gusta, y es aconsejable tener una buena dosis de éste en series como la que nos ocupa hoy, pero hay que ir desvelándolo poco a poco, y no dejarlo todo para el final. Aún así, la historia de número 6 y de los demás habitantes de La villa resulta muy interesante, y tiene un desenlace creíble y justificado, con el que no será difícil quedar agradado. Cambios con la versión original a montones, pero en ningún momento hemos dicho que los remakes tengan que ser iguales paso a paso, para eso ya tendríamos la serie original.

CONCLUSIÓN

The Prisoner es una serie que se disfruta viendo en modo maratón, con los seis episodios uno detrás de otro para intentar situarnos lo máximo posible en la historia. Aún haciéndolo de ésta manera es fácil perderse, porque el guión da muchos saltos y explica más bien pocas cosas, pero entretiene. La interpretación de los protagonistas es una ventaja que encontrarán extremadamente positiva quienes no sientan mucho interés por la versión original de la serie, producida por el ya fallecido Patrick McGoohan (que estuvo cerca de hacer un cameo en ésta nueva versión, pero no aceptó porque en realidad estaba interesado en el papel de número 2).

Sobre El Autor

Redactor jefe
Google+

De muy pequeño le dejaban solo en casa con litros de Coca-Cola y los VHS de los Kung-Fu Kids, lo que le llevó a desarrollar el talento de necesitar dormir solo un par de horas al día. Con el karate no le fue tan bien a la vista de las circunstancias. Le gusta el cine de palomitas, las explosiones y las persecuciones, pero cuando Jackie Chan intenta transmitir sentimientos, tampoco se queja. Tiene un látigo con el que atiza al equipo de redacción de SOS Moviers tal y como en el pasado lo hizo dirigiendo las revistas online Onez.com, OcioJoven.com y OJGames.com.

Artículos Relacionados